/jquery.cycle.all.js
Campaña Adidas BURST
Inicio > Actualidad > De nuevo, Mayra

De nuevo, Mayra

Desde que Mayra Couto dejó Al Fondo Hay Sitio, mucho se ha especulado sobre su posible regreso a la serie. Sin embargo, esta joven actriz de 24 años afirma que ya dejó atrás la sombra de Grace. Ahora está abocada a ¿Qué me pongo?, la obra donde cuenta desde su propia voz, la experiencia de dos mujeres que a través de la ropa, evocan los mejores y peores momentos de su vida.

Por Gabriela Ramos Traverso / Fotos de Carenina Salcedo

Un lente apunta hacia ella buscando capturar su esencia pero Mayra Couto se muestra ensimismada. Sobre el escenario iluminado por la luz morada del proyector ubicado detrás de ella, susurra las líneas del monólogo que recitará en una hora. Las líneas forman parte de ¿Qué me pongo?, la obra dirigida por Norma Martinez en la que Mayra comparte escenario con actrices consagradas como Evelyn Ortiz, Vanessa Saba, Yvonne Frayssinet, y Montserrat Brugué. En un atril frente a ella descansa un libreto donde cada párrafo, sin excepción alguna, está resaltado de un color diferente. «A veces puedes aprender gracias al color y al tipo de letra. Las líneas que más me olvido están de los colores más raros como el fucsia. El texto normal está de color celeste», explica Mayra.

Han pasado pocos días desde el estreno de la obra, ¿pero qué tal va la experiencia teatral hasta ahorita?

A diferencia de la tele, donde lo tienes todo controlado, el teatro es inconstante. A veces haces una pausa esperando a que la gente se ría porque ayer se rieron en ese momento y nadie se ríe. Pero la energía es bonita porque el público siente que está cerca. No hay un personaje, es Mayra contándoles sobre la vida de dos mujeres.

¿Cómo ha sido meterte en la piel de estas mujeres? Una con una experiencia tan fuerte como un aborto.

Nunca he abortado pero tengo gente cercana que ha pasado por esa experiencia. La historia de Mayte es la de todas las mujeres que hemos vivido un desamor o, como dice mi texto, en un par de meses hemos atravesado toda la felicidad de una vida. En eso me identifico. Hay una escena en la que estoy dando a luz y, a pesar de que nunca he sido mamá, tiene mucho de mí. Cuando yo de a luz espero poder resistir el dolor y hacerlo con meditación.

¿Estás pensando ya en la maternidad?

En realidad es algo que he pensado toda mi vida desde chiquita. Tener una hija era mi sueño.

¿Ya no lo es?

¡Sí, hasta ahorita! Los 28 me parecían una buena edad para tenerla, pero quién sabe cómo va a ser mi vida. Puede ser en cualquier momento. No tengo miedo de recibir ahorita un bebé ni tampoco de hacerlo a los 35.

DSC0070

Jugando con el título de la obra, cuando tienes una crisis existencial, ¿qué te pones?

Me ha pasado que realmente no tengo ropa. La última vez engordé como diez kilos, llegó el invierno y nada me entraba ja, ja, ja. ¡Fue terrible! Soy la verdadera mujer que no tiene cosas que ponerse.

¿Cuál es la prenda que más recuerdos te trae?

Un overol de los Rugrats. Yo tendría 7 años y jugaba al carpintero con él. Una vez mi mamá lo metió con lejía y terminó todo blanco, pero igual me encantaba. Hasta que lo regalaron. De hecho siempre he querido tener un overol de nuevo, pero se han puesto de moda recién ahora que no me entran ja, ja, ja. Ahora toda mi ropa me recuerda a cuando era flaca ja, ja, ja.

¿Cuál ha sido tu cambio más radical?

Mudarme sola. Es como estar en un lugar estable y de pronto saltar a una piscina enorme. Da miedo. Hasta ahora a veces me olvido de pagar la luz, a veces se acaba la pasta dental, nunca hay comida en mi casa, etc. Pero es rico también sentir que tú puedes dirigir tu vida.

 

_DSC0035

 

Respecto a Grace, el personaje que tenías en Al Fondo hay sitio, ¿te cuesta mucho despegarte?

Creo que a la gente le cuesta más que a mí. Yo no tengo nada parecido a Grace, excepto que se viste un poco mal ja, ja, ja. Me imagino que me van a seguir llamando por su nombre hasta que haga otra cosa que marque igual o que cambie el chip de la gente.

¿A ti te molesta que te sigan llamando Grace?

No, para nada. Es algo normal. La vez pasada escuche que a Ivonne le decían Francesca y me dio risa. Me pareció chévere. Eso significa que te quieren.

¿En serio no tenías nada en común con Grace?

Para mí Grace es una Mayra que no evolucionó. Esa relación cercana que tiene con su mamá, yo la tenía antes. También me identifico en la manera en que salía adelante, aunque los guionistas no hayan explotado eso. Le gustaba estudiar hasta que salió embarazada y nadie siguió escribiendo nada al respecto. Es enamoradiza, como yo, pero es un poco ingenua. A diferencia de Grace yo no espero, yo digo las cosas directamente.

¿Tú te mandas nomás?

Sí, relajado.

Se estuvo especulando sobre un posible regreso, ¿volverías bajo alguna circunstancia?

No me gusta que sigan barajando esa posibilidad. Para mí se ha terminado, como si mi trabajo hubiera finalizado en esa empresa. Pero sí me parecería divertido hacer algo distinto, por ejemplo hacer como que paso por algún sitio de extra y que la gente diga ‘qué pasó’. Sería divertidísimo, pero ya no como Grace.

 

_DSC0020

Me imagino que superar un cáncer a la tiroides ha cambiado tu vida en varios puntos…

Un huevo… ahora siento que tengo 80 años, tengo achaques que hacen más complicado el trabajo. Pero ahora agradezco ver la vida como un milagro, ¡cada día es WOW! También me molesto y todo, pero es bravazo poder ver a tu familia, poder salir a tomar, poder estar aquí en las funciones. Todo se agradece.

Cuando atravesaste ese proceso, no pensaste ‘¿por qué a mí?’

No, porque yo creo mucho en el destino. Tanto que a veces digo ‘no, Mayra, tienes que pararte porque el destino tampoco va a hacer las cosas solo’. Creo que más que preguntarme ‘por qué a mí’, me lo respondí diciendo que por algo será.

Afrontaste tu enfermedad de una manera positiva, ¿hubo algún momento en el que te quebraste?

Más que nada al ver a mi familia. Mis papás y mi novio sentían impotencia de no poder hacer algo por mí. Pero en realidad yo creo que hicieron bastante al hacerme sonreír los días antes de mi operación. Yo solamente quería divertirme, bailar, sonreír, estar en mi casa y, cuando llegó la operación, llegué feliz. El doctor me dijo te voy a dar algo que parecen dos piscos y vas a quedar dormida. Desperté igual de feliz y sana.

_DSC0063

Luego de intentar ingresar a la Escuela Internacional de Cine y Televisión de Cuba, ¿en qué quedó el proyecto de hacer cine? 

Está en que estoy viendo películas todos los días para aprender. Voy a postular a EPIC (Escuela Peruana de la Industria Cinematográfica) para aprender historia de cine. Pero quiero seguir intentando ingresar a Cuba.

¿Sigue siendo un tema pendiente?

Sí, por su puesto. Es mi todos los días.

 

 

 

Comentarios

comentarios

Notas de interés

Reina de Corazones

Texto: Lucía Espinoza / Fotos: Oliver Lecca Tabata Fernandez-Concha es actriz y productora general en ...