/jquery.cycle.all.js
Campaña Adidas BURST
Inicio > Actualidad > Deportes > El arquitecto de las tablas

El arquitecto de las tablas

 

Por Jesús Cuzcano

Fotografías de Augusto Escribens

 

Wayo Whilar es uno de los más reconocidos fabricantes de tablas de surf del Perú. Su marca homónima patrocina a corredores promesas como Analí Gómez, campeona mundial de los juegos ISA en el 2014. Su oficio representa la otra cara del deporte, aquella que no se lleva a cabo en las aguas. Wayo Whilar: la forma viva del surf.

 

Eduardo Alfredo Whilar vive del surf; pero pasa la mayor parte de su vida fuera del mar. Si bien, cuando joven, se deslizaba con bravura entre paredes de concreto líquido a más de ochenta kilómetros por hora; encontró su pasión por el deporte fuera del éter de las aguas. El día de hoy es conocido como uno de los mejores shapers del país y ha forjado una marca países como Australia, Francia o Japón, y que acompañó también a tablistas leyendas como John ‘el gordo’ Barreda. A sus sesenta y siete años, Eduardo Whilar no tiene la apariencia de un tablista cegado por la adrenalina. Parece más bien, un ser humano que ha encontrado en el reposo una fuente de juventud.

wayo2

 

 

Para aproximarse a su universo solo basta con llamar a su puerta. Su mundo no consta de aparatosas bienvenidas. Un «Hola, cuñao» basta. Así recibe a curiosos y deportistas en su tienda, en la urbanización de Villa. Y luego pasa a lo suyo: se sumerge en la numerización del surf. Su hablar lo revela.

Se sabe que el shaper es acaso una leyenda  del deporte, que fabrica tablas desde el sesenta y nueve cuando tenía quince, y que da vida a un promedio de setecientas al año desde hace unos lustros [una cifra elevada si se toma en cuenta  que es un trabajo casi artesanal]; pero no se sabe que estudió arquitectura en la Ricardo Palma, que es colegiado en la carrera, y que se ha encargado del diseño de universidades, casas y restaurantes. Por ello su rigor matemático al hablar. «Una tabla seis – cinco; otra cinco – once». Como si fuera parte de un  dialecto universal. Cada característica física en el hombre se transcribe en una característica en la tabla. Y una pulgada más altera todo el resultado. Porque, contra todo alegato, si se habla de ciencias exactas, el surf puede ser una también.

 

wayo

Pero esto no debe malinterpretarse. Que Wayo Whilar diseñe con precisión arquitectónica no implica que confíe todo su trabajo a un programa de computadora, como el BoardCad v1.0. Si un consejo resalta entre todos los que les da a su hijo [Wayito, como él le dice, y que también shapea] es que no se fíe de las máquinas. Porque el papel es más pesado que la computadora. Que apunte, que haga memoria. «¿Qué pasa si un día se va la luz?». Que puede hacer como él, que guarda cuadernos con pedidos, tamaños, nombres y cálculos a mano alzada desde que empezó en el negocio, algunos incluso de aquella época en donde las tablas se vendían en intis. Apilados, algunos empolvados. Pero presentes siempre, quizá como un recordatorio de que si se es parte del mundo del surf, este llega hasta el corazón y los anaqueles. Y se arraiga en la vida como afirma en la tabla.

 

Comentarios

comentarios

Notas de interés

La mujer de las aguas

La windsurfer Nicole Defago ocupó el primer lugar del Campeonato Nacional de Slalom en 2016 ...