/jquery.cycle.all.js
Campaña Adidas BURST
Inicio > Personajes > Locales > Pienso, luego escribo

Pienso, luego escribo

Chiara Roggero es publicista de formación. Incursionó en dramaturgia con ‘Huracán’, su obra estrenada en 2014 y repuesta el año pasado. Hoy se aventura al mundo de las letras con su primer libro, ‘Lo que pienso de…’. Esto es lo que tiene que decir la autora sobre ella misma.

Por: Jesús Cuzcano | Fotografía: Oliver Lecca

«A mis treinta y cinco años ya es mucho más sencillo saber quién soy», dice Chiara. ‘Lo que pienso de…’, su primer libro, más que un compendio de ideas, es acaso una inspección suya frente al espejo, un repaso por sus vivencias, aprendizajes, pensamientos íntimos y hasta lecciones de maternidad. Antes de que Chiara recurriera a Jerónimo Pimentel, el escritor peruano que sería su editor, disparaba sus ideas a manera de posts en Facebook. Algunas de esas opiniones estarían incluidas también en su libro. ‘Lo que pienso de…’ tiene un propósito, dice: entretener. Y lo dice sin desmerecer sus opiniones. Porque la tiene clara: «las cosas que escribo no las escribo con la intención de cambiarle le mentalidad a alguien». Después de todo: opiniones vienen, opiniones se van.

DSC_8466

 

Actualmente existe la facilidad de difundir ideas en formato de blogs y posts en Facebook. Y antes lo hacías así, ¿por qué optar por una publicación física?

Porque soy una romántica. Me encanta el papel, los libros. Y creo que, para el que lo lee y el que lo escribe, hay otra conexión a cuando lees un post en Facebook. Yo he escrito de manera diferente sabiendo que esto iba a estar en un libro. Si hubiera escrito estos textos pensando que iban a estar en Facebook, hubiera hecho otra cosa.

El interés por la escritura siempre lo has tenido. Antes de esto hiciste la obra teatral ‘Huracán’, que es otro tipo de escritura.

Sí, la dramaturgia es otra cosa. El teatro ha sido como un amante que he tenido y al que no he vuelto. Durante un tiempo estuve allí con ‘Huracán’, luego hice dos obras de Microteatro, me encantó; pero no he vuelto a reconectar con él porque no encuentro alguna historia que quiera contar. Y porque me gusta pasar a diferentes disciplinas. Ahora estoy en el mundo de los libros y me parece divertido. Mañana no sé dónde estaré.

En el libro hablas de experiencias íntimas, como la pérdida de tu bebé. ¿Qué tan difícil es desprenderse de estas historias?

No creo haber nacido sin filtro, pero puedo quizá tener menos pudor que otras personas. Me da placer liberarme y hablar de lo que uno no suele hablar. Siento que no solo me hace bien a mí, sino también a las personas que lo leen.

¿Escribir es depurar?

Procuro no tener mochilas. Entonces no sé si la escritura sea liberarme de mochilas. Procuro andar por la vida sin estas. Si algo me molesta, lo digo, lo resuelvo. La pérdida de un bebé no sería una mochila, sería un acontecimiento con el que había que lidiar y, como casi todo en la vida, lo único que se encargó de apaciguar mi pena fue el paso del tiempo.

¿Este libro tiene una tarea en particular?

Hay dos cosas que puede hacer este libro: hacer reflexionar a la gente y hacerles dar cuenta que decir lo que uno piensa en esta sociedad, en Lima, no es tan grave. Hay una chica, yo, que publicó un libro, que habló de sexo, de la pérdida de su bebé y hasta ahora no ha pasado nada.

En el libro hablas de la nostalgia. Escribir también puede ser tocar una llaga.

Sí, escribir me genera nostalgia. Así como me genera nostalgia que, de aquí a cinco años, voy a tener cuarenta; que si quiero ir mañana a vivir a otro país no puedo porque tengo dos hijos. Digamos que cuando sientas tierra, con hijos sobre todo, hay automáticamente una nostalgia a lo que fuiste y a lo que no pudiste ser. También escribo sobre eso en el libro: sobre las historias inconclusas, que son el sinónimo de la nostalgia.

Si tuvieras que aventurarte en una nueva idea para escribir, ¿cuál sería?

Mi editor, Jerónimo Pimentel, me dijo que debería escribir una novela. Yo le dije que eso debía ser lo más complicado del mundo, debe serlo… pero ya voy por la cuarta página.

¿Qué idea está detrás de este nuevo trabajo?

En general, es la historia de una chica. Trato la relación de esta hija con su padre y con un novio de la edad de su padre.

¿Qué pasa si alguien te dice que ‘Lo que pienso de…’ generó incomodidad?

Trabajo cumplido. Porque si hay algo que te incomoda, te molesta, es porque aún hay algo ahí que no has resuelto

Comentarios

comentarios

Notas de interés

Conductor con cancha

Michael Succar es conductor de ‘El Show de Goles’ y deportista por naturaleza. Próximo a ...