/jquery.cycle.all.js
Campaña Adidas BURST
Inicio > Personajes > Locales > Las dos caras del papel

Las dos caras del papel

Alonso Molina es arquitecto e ilustrador. En ambos oficios entinta papel para retratar y crear una realidad. Colabora con la creación de comics para Estados Unidos y Canadá desde hace algunos años. ¿Quién dijo que los comics son solo para niños? 

alonso-molina-3

En clase de perspectiva arquitectónica él enseña la importancia de la precisión en los espacios dibujados. Mide alturas y proporciones para plasmar en papel lo que luego podría convertirse en una edificación. Porque en la arquitectura no puede ser de otra forma. Cuando trabaja en su iPad, en cambio, crea estructuras que bien podrían haber sido sacadas de una película futurista o cualquier otro tiempo. Piensa en realidades alternas: así es como debe ser en el mundo del comic. Por ejemplo, pone a un dragón a saltar de planeta en planeta en busca de agua o a un grupo de personas en una sociedad futurista en busca de un planeta colonizable.

Sus primeros bocetos fueron a los siete años. Dibujaba historias de acción. A los 25, cuando terminaba la carrera de arquitectura, daba sus primeros pasos en el mundo de las publicaciones. En el 2010 hizo su primer cómic de forma amateur, fotocopiado y engrapado. Se llamaba ‘Goddamned, El Golem de Praga’, y lo llegó a repartir en el Otaku Fest, un festival dedicado a la cultura del manga japonés. Se publicaría hasta finales del 2013 de forma casi anual y luego partiría a Estados Unidos para hacer una maestría de ilustración en la Academy Of Art de San Francisco. La vocación del dibujo, más que la de la arquitectura, le marcó la ruta.

alonso-molina-2

Su primer encargo profesional fue a inicios del 2014, siete meses después de que publicara la última entrega de su comic amateur. Se llamó ‘Warrior Spirit’ y trataba sobre un grupo de cavernícolas que luchaban contra un demonio. Más adelante trabajó ‘Space Dragon’, una historia acerca de un ser mitológico que andaba por la galaxia en busca de líquido para sobrevivir. Lo que más le gusta de esta forma de expresión artística es la posibilidad de narrar la realidad que se le antoje con una herramienta tan poderosa como la literatura o el cine. En 2015 realizó ‘Raygun’, la historia de un niño que había encontrado el rayo de la muerte de Tesla, y que por ello era perseguido por el gobierno. La publicó en la editorial Alterna Comics, de Estados Unidos. «El comic es un medio de comunicación muy potente», dice. Y es verdad. Allí es posible plasmar no solo historias ficticias o de superhéroes, sino también la realidad cruda y dura. Después de todo, bien se dice: el papel lo aguanta todo.

LECTURAS OBLIGATORIAS

Dos libros para introducirse al mundo de las novelas gráficas recomendados por el artista. Advertencia: no aptas para niños.

BLACKSAD

Fue creada y desarrollada por Juan Díaz Canales como guionista y Juanjo Guarnido como dibujante. Las cinco historias [cada una consta de un volumen] transcurren en los Estados Unidos, tras la Segunda Guerra Mundial, y giran en torno a John Blacksad, el detective.

blacksad

[Puede encontrarse en Librerías Ibero]

MAUS: RELATO DE UN SUPERVIVIENTE

Novela gráfica completada en 1991 por el historietista estadounidense Art Spiegelman. Muestra a Spiegelman, el personaje principal, entrevistando a su padre acerca de sus experiencias como judío polaco y superviviente del Holocausto. Historia de la vida real.

maus

[Puede encontrarse en Librerías Ibero]

Comentarios

comentarios

Notas de interés

Conductor con cancha

Michael Succar es conductor de ‘El Show de Goles’ y deportista por naturaleza. Próximo a ...